Consejos para un uso seguro de nuestro smartphone

El año pasado se vendieron en todo el mundo 1.750 millones de móviles, en una proporción de 9 smartphones por cada 10 móviles “básicos” vendidos, según Gartner. Esta proporción se espera que cambie radicalmente en 2013, con 1.000 millones de smartphones frente a 900 millones de móviles clásicos.

Es evidente que el uso de un móvil inteligente es cada vez más común entre nosotros (en este blog ya os hemos dado algunas ideas de cómo puede ayudarnos un móvil), con él jugamos, leemos, compramos o hablamos gracias a aplicaciones de ocio (y de negocio). Recientemente se ha publicado el dato según el cual más del 70% de los usuarios de smartphones “no pueden vivir” sin su teléfono.

Precisamente por el uso cada vez más frecuente de esta tecnología y la proliferación de software de todo tipo, debemos tener mucho cuidado con lo que hacemos con nuestros dispositivos y protegernos de aquellos que persiguen obtener nuestros datos personales.

Hace poco, la empresa Stonesoft publicaba 10 consejos para un uso seguro de nuestros smartphones, que nosotros queremos compartir ahora con vosotros:

1 – Actualiza regularmente el sistema operativo y las aplicaciones de tu móvil. Las actualizaciones se suministran de manera automática, de manera que no tiene por qué causarte ninguna molestia. Las empresas responsables del software suelen ocuparse de mejorar la seguridad de sus productos en cada actualización.

2 – Trata de instalar solo aplicaciones de fuentes fiables. Cualquier app alojada enla App Store de Apple, Google Play o Nokia Store es mejor opción que otra en una página web de dudosa procedencia…

3 – ¡Cuidado con lo que compras dentro de las aplicaciones!

4 – Revisa frecuentemente los derechos que has otorgado a las aplicaciones que tienes instaladas en tu smartphone. El derecho a utilizar la información de dónde te encuentras, si la aplicación además puede conectarse a Internet, permitiría localizarte de forma remota. Cuidado también con el software que quiere tener acceso a tus fotografías y vídeos.

5 – Bloquea tu smartphone con un código de acceso y cambia el código PIN que viene por defecto con tu tarjeta SIM. Dejar un móvil sin bloquear en un sitio público puede ser causa de muchos disgustos. Por supuesto, no uses tu fecha de nacimiento ni códigos numéricos que puedan resultar sencillos de adivinar.

6 – Si tu móvil permite la encriptación de datos, no dudes en usar esta opción para “asegurar” la información más delicada.

7 – Conecta tu dispositivo móvil uno de esos servicios online que permiten localizar un teléfono perdido o robado. En algunos casos, incluso podrás realizar un borrado remoto de todos tus datos.

8 – Si te roban el smartphone, avisa de manera inmediata a tu operador para cancelar el gasto asociado a tu tarjeta SIM.

9 – ¿Vas a cambiar de móvil? Asegúrate de eliminar toda la información personal que contuviera tu teléfono anterior, dejando la configuración por defecto. Haz lo mismo con tu tarjeta SIM, si se trata de un cambio de operador.

10 – Aunque te parezca tedioso, intenta hacer copias regulares de todos los datos guardados en tu smartphone. Los servicios en la nube son muy prácticos, pero en algunos casos puede no estarte permitido enviar determinado tipo de información.

En un tiempo en que podemos hacer cualquier cosa en Internet es muy importante defendernos de los ciber-delincuentes, que han multiplicado sus opciones de acceder a lo ajeno. ¡Esperamos os sirvan de ayuda estos consejos!

Compartir este artículo

Responder

Tu email no será publicadoLos campos requeridos están marcados *

Buscar

Twitter